MENU
itfres

Adviento-Navidad 2017

MoVida Adviento – MoVida Navidad

Está próxima la celebración de la Navidad y, por tanto, vamos a prepararnos para celebrarla en condiciones durante el Adviento.

Este año tenemos un lema para todos los colegios maristas de Europa: Muévete. En esta línea, proponemos utilizar la palabra MoVida, que hace referencia claramente al movimiento que realizamos para encontrarnos con la VIDA.

Es la Vida que surge de la alegría del encuentro con Jesús, de la felicidad de vivir con su estilo y que implica un movimiento por nuestra parte. Dios ya nos busca y nos toca a nosotros descubrir en cada tiempo litúrgico cómo movernos para descubrir esa VIDA.

A lo largo del curso iremos utilizando el mismo lema, pero cambiando la palabra que le acompaña:

MoVida Adviento, MoVida Navidad, MoVida Cuaresma y MoVida Pascua

En este tiempo litúrgico que comenzamos, se tratará de descubrir qué pasos tenemos que dar, qué dirección hemos de tomar y con qué actitudes tenemos que movernos para que, al final del Adviento, nos encontremos con el Niño Jesús en Belén. A lo largo del Adviento todas estas ideas serán reforzadas a través de la oración de la mañana, de forma que cada semana nos centremos en particular en un tipo de movimiento que nos ayude a alcanzar nuestro objetivo.

De la palabra MoVida surgirán otras que servirán para la motivación y reflexión de cada una de las semanas del Adviento.

Son maneras de moverse de forma diferentes para engendrar más VIDA:

Re-Mover, Con-Mover, Pro-Mover, Mover-Me/Mover-Nos

que nos van a llevar a una invitación personal que conlleva una respuesta de movimiento:

Re-Muévete, Con-Muévete, Pro-Mueve, Muéveme/Muévenos

Cada una de esas posibles respuestas tiene que ver con un movimiento que nos pone en relación con nosotros mismos y nuestra interioridad, con la realidad de nuestro mundo y de la sociedad en que vivimos, con personas concretas de nuestro entorno más cercano o más lejano, y con el mismo Dios.

Del mismo modo, durante todo este tiempo de Adviento podemos seguir conectados con la campaña de la Obra Social Marista: “Muévete a la periferia… donde los Montagne son el centro” 

ORACIONES DE CLASE (pincha en versión web para acceder)

 

 

ORACIONES EN MP3 PARA GVX

 

 

 

ORACIONES DE INFANTIL Y 1º-2º DE PRIMARIA

Pincha en el día del mes para acceder a la oración diaria:

4

5

6

7

8

9

10

11

12

13

14

15

16

17

18

19

20

21

22

23

24

 

Lunes 4: EL PERDÓN

PERDÓN SEÑOR

Por las veces que no soy generoso
y no comparto con los demás.
Por las veces que ofendo a los otros,
con palabras o mentiras.
Por las veces que no escucho a mis padres
y creo sabérmelas todas.
Por las veces que peleo
con mis hermanos y amigos.
Por las veces que no cumplo

con mis trabajos, tareas y estudio.
Por las veces que me olvido de ti.
Porque no escucho tu voz muy adentro mío
que siempre me avisa
cuando voy a hacer
algo que no está bien.
Perdóname Señor
y dame una nueva oportunidad
para vivir como tú nos enseñas.
¡Que así sea, Señor!

Martes 5: LA AMISTAD

POR MIS AMIGOS

Jesús,
acuérdate de mis amigos.
Te doy gracias por todos ellos.
Son muy buenos
y los quiero mucho.
Protégelos y cuídalos.
Acompáñalos siempre
de día y de noche
y en todas partes.
Que gocen de buena salud
y crezcan sanos.
Si alguno se enferma. Señor,
ayuda a que sane pronto.
Te pido por las familias de mis amigos,
sus padres, hermanos, abuelos,
que todos estén bien.
Cuida mucho a mis amigos,
y que aprendamos a vivir
cada día más unidos.

 

Miércoles 6: SER AGRADECIDO

TE DAMOS GRACIAS, SEÑOR

Gracias por enseñarnos
a vivir como hermanos.
Gracias por enseñarnos a perdonar
y cuidar a las personas que tenemos alrededor.
Gracias por enseñarnos cómo querer,
y darnos el ejemplo del mayor amor.
Gracias por la madre que nos diste,
que nos cuida y nos acompaña siempre.
Gracias por tu Palabra
tan clara, tan sencilla, tan llena de vida.

Gracias por invitarnos a seguirte
construyendo un mundo mejor en la tierra.
Gracias por confiar en nosotros
e invitarnos a colaborar con tu gran trabajo.
Gracias por enseñarnos
a vivir en comunidad.
Gracias por la Iglesia,
que es nuestra gran familia.
Por todo, gracias Señor.

 

Jueves 7: ¡LA ESTRELLA ERES TÚ ,JESÚS!

¡La estrella eres tú, Jesús!

eres tú, que con tu presencia,

ilumina a los pequeños y a los grandes;

eres tú el que hace nacer en ellos

la chispa de la alegría.

¡La estrella eres tú Jesús!

eres tú, que con tu amistad,

calientas a los pequeños y a los grandes;

eres tú, que haces que sean buenos.

¡Eres tú, Jesús

la estrella que brilla

para todos los habitantes de la tierra!

 

Lunes 11: ¡JESÚS VA A LLEGAR!

¡Jesús va a llegar!

Preparemos nuestros corazones

estas semanas

antes de que Jesús nazca

en el pobre pesebre.

María se pondrá muy contenta,

la mula y el buey le darán calor,

los ángeles cantarán,

los pastores y los Reyes

guiados por la estrella irán a adorarle.

Tengamos nuestros corazones abiertos

Para que Jesús esté contento con nosotros.

 

Martes 12: MARÍA

Hoy nos acordamos de María,

tu madre y nuestra madre.

Nadie te esperó con más ganas,

con más amor,

con más ternura.

Nadie te recibió con más alegría.

En sus brazos encontraste

la cuna más hermosa.

También nosotros

queremos prepararnos así:

en el amor, y en el trabajo de cada día.

Miércoles 13: ¡NO TE DESPISTES CON OTRAS COSAS!

Gracias, Señor,

Porque nos has dado la vida.

Gracias, Señor,

porque nos has dado

A nuestros padres y hermanos.

Gracias, Señor,

porque vino Jesús

y nos enseñó muchas cosas buenas. ¡GRACIAS SEÑOR!

 

Jueves 14: SER SERVICIAL

 QUIERO SER SERVIDOR DE TODOS

Jesús, tú me enseñas
que para seguir tus pasos
hay que servir a los demás.
Ayúdame a ser servicial,
a preocuparme por los demás,
a vivir pensando en ellos.
Enséñame a ayudar
a ser generoso y abierto,

a estar siempre dispuesto
para dar una mano.
Quiero dar muchos frutos
de buenas acciones.
Quiero ser solidario
y amar a los demás
con gestos, hechos y actitudes,
no sólo con palabras.
Ayuda a que mi semilla pueda dar
muchos frutos de cosas buenas.

 

Viernes 15: SER GENEROSOS

ENSÉÑANOS A COMPARTIR

Querido amigo Jesús,
tú pasaste por el mundo
haciendo el bien
entre todos los hombres,
y nos enseñaste
a compartir con todos.
Lo que somos,
lo que tenemos,
lo que soñamos,
lo que esperamos

lo que nos duele y
lo que nos alegra.
Abre nuestros corazones
para que siempre tendamos la mano al que sufre.
Ayúdanos a ver en cada hermano tu rostro que nos llama y nos pide vivir con generosidad, amor y entrega a los demás.

 

Lunes 18: ¡NO TE EQUIVOQUES DE CAMINO!

Faltan pocos días

y ya llega la Navidad

el Niño Jesús pronto va a nacer.

Ayúdame buen Dios a preparar mi vida

para encontrarme contigo.

Necesito cambiar,

ser más bueno con los demás,

aprender siempre a decir la verdad,

ayudar a todos en lo que pueda,

compartir siempre

y dar gracias por todo lo que me diste.

Quiero recibirte con los brazos abiertos

y dispuesto a vivir como nos enseñas

haciendo el bien y amando a los demás.

¡Que así sea, Señor!

 

Martes 19: CUIDAR A LA FAMILIA

POR MI FAMILIA

Jesús, te quiero pedir hoy por toda mi familia.
Mi papá, mi mamá, mis hermanos…
Dales buena salud a todos
y que siempre puedan ser felices.
Que mis papás tengan trabajo
y se quieran mucho.
Que mis hermanos y yo
estudiemos todo lo que aprendemos en la escuela,
que ayudemos en casa sin protestar,
y que aprendamos a jugar juntos
y a llevarnos bien.
Quiero que siempre nos acompañes
y que vivamos muy unidos
haciendo crecer tu inmenso amor
en medio de nosotros
todos los días, en todo momento.
Que así sea, buen Señor Jesús.

 

Miércoles 20: ¡YA FALTA POCO!

Falta poco tiempo para que

vuelvas a nacer Jesús.

Quiero vivir esta Navidad

con el amor de la Virgen María,

que te cuidó con cariño y te

llevó en la barriguita durante

nueve meses, porque desde antes

de nacer ya te quería.

 

Jueves 21: ESTA NAVIDAD QUIERO…

Quiero vivir esta Navidad

con la confianza y la fe

de José,

que supo estar dispuesto

para cumplir

con todo lo que el Señor

le mandaba,

y formó con María y contigo

una familia llena de amor.

Quiero vivir esta Navidad

con muchas ganas

de que nazcas en mi corazón

para ser cada día más bueno,

más generoso, más servicial,

Amén.

 

Viernes  22: ¡FELIZ NAVIDAD!

Feliz Navidad para aquellos que aman la libertad,
porque de ellos es el espíritu mismo de la Navidad.
Feliz Navidad para aquellos que la vida saben amar,
porque sus regalos serán para siempre.
Feliz Navidad para los que ven a todas las personas iguales,
porque su abrazo durará para siempre.
Feliz Navidad para los simples,
los sencillos, los que no se quieren complicar,
porque cuando Dios busque un pesebre, va a pensar en ellos.

Feliz Navidad
Para los que menos tienen:
los enfermos, los pobres, los pequeños,
porque el mismo Dios será su regalo
Y se sentará junto a ellos.
Feliz Navidad para ti,
porque la Navidad
existe por ti.
¡Feliz Navidad!

ORACIONES DE 3º a 6º DE PRIMARIA

Pincha en el día del mes para acceder a la oración diaria:

 

 

 

 

1

2

3

4

5

6

7

8

9

10

11

12

13

14

15

16

17

18

19

20

21

22

23

24

 

Viernes, 1 de diciembre

 1er Domingo de Adviento

 

Evangelio según San Marcos (13,33-37)

  • Ayuda para el profesor: El señor nos dice que viene a nuestro encuentro , que viene para quedarse con nosotros. Esto nos anima a tomar varias actitudes:

  1. Esperar alegres su visita

  2. Estar vigilantes, en vela, despiertos.

  3. Preparar nuestra casa, nuestra alma, para acoge al que llega.

Nos subimos a nuestra torre para vigilar la vista en los caminos, porque sabemos que Él viene a nosotros, sabemos que la Luz está por llegar a nuestra vida. El tiempo de Adviento es un tiempo para ofrecer todos nuestros sentidos en la búsqueda de Jesús. De estar alerta como cuando esperamos una visita de alguien muy importante. Pero no sabemos la hora ni el día. Por eso, no podemos dormirnos. Se nos pide una vigilancia activa. No desfallecer en el intento, y buscar a Dios a pesar de nuestra limitación y cansancio.

Como cualquier visita que llega a nuestra casa, tenemos que tomar la actitud de sanear y embellecer nuestro corazón, preparar la cuna a un recién nacido, ordenar nuestros pensamientos para que todo esté listo para su llegada.

Es un tiempo excepcional para intensificar la oración y recibir el sacramento de la reconciliación. Así que encendemos nuestra lámpara y caminamos con gozo por los senderos del Adviento.

  1. Lectura del Evangelio:

Mirad, velad y orad; porque no sabéis cuándo será el tiempo. Es como el hombre que yéndose lejos, dejó su casa, y dio autoridad a sus siervos, y a cada uno su obra, y al portero mandó que velase.

 Velad, pues, porque no sabéis cuándo vendrá el señor de la casa; si al anochecer, o a la medianoche, o al canto del gallo, o a la mañana; para que cuando venga de repente, no os halle durmiendo. Y lo que a vosotros digo, a todos lo digo: Velad.

Palabra del Señor.

  1. Proyectamos la imagen (el cuadrante del reloj que corresponde a este domingo) y compartimos con los demás todo aquello que vemos. Lo que nos llama la atención, las acciones, actitudes, personajes, lugares, etc…

  2. Preguntas para la reflexión:

    1. ¿Te ha pasado alguna vez que te has quedado dormido y te has perdido algo? (una peli, las uvas, fuegos artificiales, alguna fiesta, …)

    2. ¿Alguna vez has esperado con nervios que viniera alguien a tu casa?

Jesús nos dice: ¡La que se va a montar! ¡Vaya Mo-Vida!

Lunes, 4 de diciembre

¡Jesús, quiero estar atento, en oración!

Jesús, nos dices que llegas siempre de improviso y que debemos estar preparados.

Quieres que estemos bien despiertos y disponibles,

velando de verdad para no fallarte cuando nos cites.

Concédeme estar siempre muy atento para oírte

 cuando llames suavemente a la puerta de mi corazón.

Que sepa atender siempre al que lo necesite mañana,

 hoy y ahora mismo.

Martes, 5 de diciembre

Querido Señor, limpia mi corazón de todo lo que no esté bien.

Perdóname cuando he tenido una mala actitud,

cuando he dejado que los sentimientos negativos

encuentren sitio dentro de mí.

Que pueda tener un corazón limpio, renuévame,

para que pueda ser una persona victoriosa,

con la fortaleza y valentía que tu das.

Te pido que me ayudes

a mantener mis pensamientos bajo control,

quita de mí todo pensamiento malo,

te necesito Señor.

 

Jueves, 7 de diciembre

2º Domingo Adviento

Evangelio según San Marcos (1,1-18)

  • Ayuda para la profesor: El profeta Isaías nos anima a preparar el camino al Señor. A allanar los senderos que nos conducen al encuentro con Él. A estar atentos a las señales que nos recomiendan qué tenemos que arreglar o disponer para su llegada. A arrepentirnos de nuestros pecados para hacer de nuestro corazón un camino sin baches ni obstáculos.

Juna el Bautista nos anuncia la llegada del Salvador. Él nos bautiza con el agua, elemento que simboliza la purificación, y nos anuncia el verdadero bautismo por el fuego del Espíritu.

  • Arrepentirnos de nuestros fallos

  • Arreglar lo estropeado por nuestras faltas

  • Hacer más llano el camino para que Dios habite en nosotros.

Nos disponemos a sanear nuestro corazón y dejarlo preparado. Nuestra actitud es como la de hacer una mudanza, cambiar lo antiguo por lo nuevo, lo que nos hace tropezar por la senda llana.

Jesús marca la historia, AC-DC. También puede cambiar nuestra historia: Antes de Conocerlo/Después de Conocerlo.

  1. Lectura del Evangelio:

Principio del evangelio de Jesucristo, Hijo de Dios. 

Como está escrito en el profeta Isaías: HE AQUÍ, YO ENVIO MI MENSAJERO DELANTE DE TU FAZ, EL CUAL PREPARARA TU CAMINO. 

VOZ DEL QUE CLAMA EN EL DESIERTO: “PREPARAD EL CAMINO DEL SEÑOR, HACED DERECHAS SUS SENDAS.” 

Juan el Bautista apareció en el desierto predicando el bautismo de arrepentimiento para el perdón de pecados. 

Y acudía a él toda la región de Judea, y toda la gente de Jerusalén, y confesando sus pecados, eran bautizados por él en el río Jordán. 

Juan estaba vestido de pelo de camello, tenía un cinto de cuero a la cintura, y comía langostas y miel silvestre. 

Y predicaba, diciendo: Tras de mí viene uno que es más poderoso que yo, a quien no soy digno de desatar, inclinándome, la correa de sus sandalias. 

Yo os bauticé con agua, pero El os bautizará con el Espíritu Santo. 

Y sucedió en aquellos días que Jesús vino de Galilea, y fue bautizado por Juan en el Jordán. 

E inmediatamente, al salir del agua, vio que los cielos se abrían, y que el Espíritu como paloma descendía sobre El; 

y vino una voz de los cielos, que decía: Tú eres mi Hijo amado, en ti me he complacido. 

Enseguida el Espíritu le impulsó a ir al desierto. 

Y estuvo en el desierto cuarenta días, siendo tentado por Satanás; y estaba entre las fieras, y los ángeles le servían. 

Después que Juan había sido encarcelado, Jesús vino a Galilea proclamando el evangelio de Dios, y diciendo: El tiempo se ha cumplido y el reino de Dios se ha acercado; arrepentíos y creed en el evangelio.

Mientras caminaba junto al mar de Galilea, vio a Simón y a Andrés, hermano de Simón, echando una red en el mar, porque eran pescadores. 

Y Jesús les dijo: Seguidme, y yo haré que seáis pescadores de hombres. 

Y dejando sus redes al instante, le siguieron. 

Palabra de Dios

  1. Proyectamos la imagen (cuadrante del reloj que corresponde a este domingo) y compartimos con los demás todo aquello que vemos. Lo que nos llama la atención, las acciones, actitudes, personajes, lugares, etc…

  2. Preguntas para la reflexión:

    1. ¿Qué o quién encuentras en la tele o en la vida que tenga capacidad de transformarse en algo mejor?

    2. ¿Qué transformarías en tu vida para hacer las cosas mejor?

Compromiso en tu casa, con tu familia, en el cole…

Lunes, 11 de diciembre

Hoy tras el Evangelio de ayer Domingo que nos invitaba a cambiar, a ser mejores, vamos a rezar con la canción de Juanes: Es tiempo de cambiar (It’s time to change).

Estamos atentos a la letra y al terminar haremos eco de algunas de las frases de la canción y compartiremos lo que nos pasa dentro cuando escuchamos la canción.

Martes, 12 de diciembre

¡Jesús va a llegar! 

Preparemos nuestros corazones

estas semanas

antes de que Jesús nazca

en el pobre pesebre.

María se pondrá muy contenta,

la mula y el buey le darán calor,

los ángeles cantarán,

los pastores y los Reyes

guiados por la estrella irán a adorarle.

Tengamos nuestros corazones abiertos

Para que Jesús esté contento con nosotros

Miércoles, 13 de diciembre

QUIERO SER SERVIDOR DE TODOS

 Jesús, tú me enseñas que para seguir tus pasos
hay que servir a los demás.
Ayúdame a ser servicial,
a preocuparme por los demás, a vivir pensando en ellos.
Enséñame a ayudar a ser generoso y abierto,

A estar siempre dispuesto para dar una mano.

Quiero dar muchos frutos de buenas acciones.

Quiero ser solidario y amar a los demás con gesto, hechos y actitudes.

 

Jueves, 14 de diciembre

ENSÉÑANOS A COMPARTIR

Querido amigo Jesús,
tú pasaste por el mundo haciendo el bien entre todos los hombres,
y nos enseñaste a compartir con todos.
Lo que somos, lo que tenemos, lo que soñamos,
lo que esperamos, lo que nos duele y lo que nos alegra.
Abre nuestros corazones para que siempre tendamos la mano al que sufre.
Ayúdanos a ver en cada hermano tu rostro que nos llama y nos pide vivir con generosidad, amor y entrega a los demás.

Viernes, 15 de diciembre

PERDÓN SEÑOR

Por las veces que no soy generoso y no comparto con los demás.
Por las veces que ofendo a los otros,con palabras o mentiras.
Por las veces que no escucho a mis padres y creo sabérmelas todas.
Por las veces que peleo con mis hermanos y amigos.
Por las veces que no cumplo con mis trabajos, tareas y estudio.
Por las veces que me olvido de ti.
Porque no escucho tu voz muy adentro mío que siempre me avisa
cuando voy a hacer algo que no está bien.
Perdóname Señor y dame una nueva oportunidad
para vivir como tú nos enseñas.
¡Que así sea, Señor!

Lunes, 18 de diciembre

 3er Domingo Adviento

Evangelio según San Juan (1,6-8; 19-28)

  • Ayuda para el profesor: Nos situamos en el tiempo en el que Juan Bautista nos bautizaba con agua y nos anuncia que viene Uno que bautizará con el Espíritu. Celebramos el domingo “Gaudete” que es el domingo de la alegría. Nuestra espera es una espera gozosa porque sabemos que viene el que nos salva. Juan da testimonio de la Luz que es Jesucristo. Nosotros tenemos que alegrarnos y prepararnos para recibir al Señor. Somos emisores y receptores, testigos y anunciantes del mensaje, que es Jesús. Nuestra actitud debe ser reflejo para todos del amor de Dios.

  • Tener el corazón alegre para recibir a Jesús

  • Ser testigos de la alegría del Amor de Dios.

  1. Lectura del Evangelio:

Hubo un hombre enviado de Dios, el cual se llamaba Juan.

Este vino por testimonio, para que diese testimonio de la luz, a fin de que todos creyesen por él.

No era él la luz, sino para que diese testimonio de la luz.

 Este es el testimonio de Juan, cuando los judíos enviaron de Jerusalén sacerdotes y levitas para que le preguntasen: ¿Tú, quién eres?

Confesó, y no negó, sino confesó: Yo no soy el Cristo.

Y le preguntaron: ¿Qué pues? ¿Eres tú Elías? Dijo: No soy. ¿Eres tú el profeta? Y respondió: No.

Le dijeron: ¿Pues quién eres? para que demos respuesta a los que nos enviaron. ¿Qué dices de ti mismo?

Dijo: Yo soy la voz de uno que clama en el desierto: Enderezad el camino del Señor, como dijo el profeta Isaías.

Y los que habían sido enviados eran de los fariseos.

Y le preguntaron, y le dijeron: ¿Por qué, pues, bautizas, si tú no eres el Cristo, ni Elías, ni el profeta?

Juan les respondió diciendo: Yo bautizo con agua; mas en medio de vosotros está uno a quien vosotros no conocéis.

Este es el que viene después de mí, el que es antes de mí, del cual yo no soy digno de desatar la correa del calzado.

Estas cosas sucedieron en Betábara, al otro lado del Jordán, donde Juan estaba bautizando.

  1. Proyectamos la imagen y compartimos con los demás todo aquello que vemos. Lo que nos llama la atención, las acciones, actitudes, personajes, lugares, etc…

  2. Preguntas para la reflexión:

    1. ¿Qué cosas alegran tu corazón?

    2. ¿Qué buena noticia te gustaría dar en tu casa?

       Jesús viene a alegrar tu corazón.

Martes, 19 de diciembre

Señor Jesús, quiero vivir esta Navidad

con la confianza y la fe de José,

que supo estar dispuesto para cumplir

con todo lo que el Señor le mandaba,

y formó con María y contigo una familia llena de amor.

Quiero vivir esta navidad con muchas ganas de que nazcas en mi corazón,

para ser cada día más bueno, más generoso y más servicial.

Amén.

Miércoles, 20 de diciembre

Faltan pocos días y ya llega la Navidad

el Niño Jesús pronto va a nacer.

Ayúdame buen Dios a preparar mi vida para encontrarme contigo.

Necesito cambiar, ser más bueno con los demás, aprender siempre a decir la verdad,

Ayudar a todos en lo que pueda, compartir siempre y dar gracias por todo lo que nos has dado.

Quiero recibirte con los brazos abiertos y dispuesto a vivir como nos enseñas, haciendo el bien y queriendo mucho a los demás. ¡Que así sea, Señor!

Jueves, 21 de diciembre

Feliz Navidad para aquellos que aman la libertad,
porque de ellos es el espíritu mismo de la Navidad.
Feliz Navidad para aquellos que la vida saben amar,
porque sus regalos serán para siempre.
Feliz Navidad para los que ven a todas las personas iguales,
porque su abrazo durará para siempre.
Feliz Navidad para los simples,
los sencillos, los que no se quieren complicar,
porque cuando Dios busque un pesebre, va a pensar en ellos.

Feliz Navidad para los que menos tienen:

los enfermos, los pobres y los pequeños

porque el mismo Dios será su regalo y se sentará junto a ellos.

Feliz Navidad para ti, porque la Navidad existe por ti.

¡FELIZ NAVIDAD!

Viernes, 22 de diciembre

4º Domingo Adviento

Evangelio según San Lucas (1, 26-38)

Ayuda para el profesor: María es la figura de la esperanza, de la acogida. Ella está a la escucha, en actitud humilde. Abrazando a su hijo y aceptando la voluntad de Dios. El ángel le dice que no tema y que esté alegre.

Ella dijo que sí, ella aceptó la Voluntad de Dios, desde su humildad, con valentía. Desde la pregunta ¿qué quieres de mí?

Nuestra actitud debe ser la de acoger a Jesús con la misma alegría y humildad con la que María recibe el anuncio del ángel. Vivir en la esperanza de encontrarnos con Jesús que vive dentro de nosotros, en nuestro corazón.

  • Escucha con humildad

  • Acogida interior de la Palabra de Dios

  • Esperanza que nace en nosotros

  1. Lectura del Evangelio:

A los seis meses, Dios envió al ángel Gabriel a Nazaret, pueblo de Galilea, a visitar a una joven virgen comprometida para casarse con un hombre que se llamaba José, descendiente de David. La virgen se llamaba María. El ángel se acercó a ella y le dijo:

―¡Te saludo, tú que has recibido el favor de Dios! El Señor está contigo.

Ante estas palabras, María se perturbó, y se preguntaba qué podría significar este saludo.

―No tengas miedo, María; Dios te ha concedido su favor —le dijo el ángel—. Quedarás encinta y darás a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús. Él será un gran hombre, y lo llamarán Hijo del Altísimo. Dios el Señor le dará el trono de su padre David,  y reinará sobre el pueblo de Jacob para siempre. Su reinado no tendrá fin.

―¿Cómo podrá suceder esto —le preguntó María al ángel—, puesto que soy virgen? ―El Espíritu Santo vendrá sobre ti, y el poder del Altísimo te cubrirá con su sombra. Así que al santo niño que va a nacer lo llamarán Hijo de Dios. También tu parienta Isabel va a tener un hijo en su vejez; de hecho, la que decían que era estéril ya está en el sexto mes de embarazo. Porque para Dios no hay nada imposible.

―Aquí tienes a la sierva del Señor —contestó María—. Que él haga conmigo como me has dicho.

Con esto, el ángel la dejó.                                                                                    Palabra de Dios.

  1. Proyectamos la imagen y compartimos con los demás todo aquello que vemos. Lo que nos llama la atención, las acciones, actitudes, personajes, lugares, etc…

  2. Preguntas para reflexión:

    1. ¿Cómo rezas?

    2. ¿Qué conoces de esta lectura?

    3. ¿A qué quiere Dios que le digamos que sí?

La escucha de María es acogida a la Palabra de Dios.

 

ORACIONES DE ESO-BACH

Pincha en el día del mes para acceder a la oración diaria:

27

28

29

30

1

2

3

4

5

6

7

8

9

10

11

12

13

14

15

16

17

18

19

20

21

22

23

24

Noviembre

Diciembre

Lunes 27 de noviembre

Presentación

Comienza el adviento… una nueva movida. Este domingo iniciaremos el nuevo año litúrgico… Y lo queremos hacer conscientemente… y en esta semana vamos a comenzar a movernos desde lo que somos.

Para ello es necesario REmovernos.  Como cuando uno toma una postura incómoda y empieza a sentir que se le duermen las piernas… Vamos a ver qué nos  dice el evangelio del primer domingo de Adviento para que nos ayude…

Evangelio

“En aquel tiempo dijo Jesús a sus discípulos: –Mirad, vigilad: pues no sabéis cuándo es el momento. Es igual que un hombre que se fue de viaje, y dejó su casa y dio a cada uno de sus criados su tarea, encargando al portero que velara. Velad entonces, pues no sabéis cuándo vendrá el dueño de la casa, si al atardecer, a o medianoche, o al canto del gallo, o al amanecer: no sea que venga inesperadamente y os encuentre dormidos. Lo que os digo a vosotros lo digo a todos: ¡velad! Mc 13, 33-37

Reflexión

Mirad, vigilad, velad. Son tres imperativos que nos invitan a estar atentos. A ver todo aquello en lo que podemos hacer para mejorar nuestro mundo (el cercano y el lejano)…

Lista de deseos: Cada inicio de curso o de año las redes se llenan de listas de buenos propósitos para el curso: estudiar inglés, dejar de fumar, adelgazar, hacer ejercicio… Vamos a intentar nosotros hacer una que no se quede en meros deseos, sino que se haga realidad en este tiempo tan especial del Adviento.

Compartir

Es por ello que os invito a pensar cada uno, en este inicio del año cristiano, una persona para estar atentos en este mes, porque como dice el evangelio Dios viene cada día a vernos en las personas que tenemos a nuestro alrededor (nuestros padres, abuelos, hermanos, amigos, compañeros…)

¿Seremos capaces de descubrirlo?

Oración

Jesús, concédenos unos ojos abiertos. No permitas que andemos dormidos por la vida. Ayúdanos a removernos, a descubrir en nuestra familia, nuestros amigos, nuestros compañeros a quien nos necesita. Concédenos el estar dispuestos a acercarnos y ayudar en cualquier momento. Acompáñanos en este adviento y ayúdanos junto a ti a ser esperanza para los demás.

 Fin

Ponemos el lema de la semana en el cartel de Adviento

Martes 28 de noviembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, hazte consciente de quién eres, de dónde estás, de ti mismo. Siente que no estás solo. Dios aquí y ahora está contigo

  1. Déjate iluminar

En esta primera semana nos estamos centrando en la palabra REMUÉVETE. Porque hay cosas que ocurren en nuestro mundo, a nuestro alrededor que no pueden quedarse como están. Necesitan algo de movimiento.

Y en esto podemos aprender mucho de Marcelino. Escuchemos ahora una historia de su vida:

En una de las visitas a sus parroquianos, Marcelino se encontró con un enfermo lleno de úlceras. Cubierto de harapos, estaba acostado en un pobre catre.

Marcelino corrió a casa y mandó al hermano administrador que le llevara un jergón, sábanas y mantas.

El hermano le informó:

—No hay un solo jergón libre.

—¡Cómo!, ¿ni uno? —insistió Marcelino.

—El último lo di hace unos días. Marcelino no lo pensó dos veces:

—Vaya corriendo a coger el de mi cama y lléveselo ahora mismo a ese pobre enfermo.

  1. Remuévete

Dedica un tiempo tranquilo a pensar:

  • ¿Qué situaciones de necesidad ves a tu alrededor?

  • ¿Qué haces frente a ellas?

  • ¿Qué puede removerse en ti para que algo cambie, como hizo Marcelino en esa ocasión?

  1. Comparte

Piensa ahora en alguna situación injusta de nuestro mundo… Vamos a salir de nosotros mismos y a pedirle a Dios que remueva el corazón de todas las gentes para que cada vez nuestro mundo sea algo mejor.

Podemos compartir situaciones que vemos, cercanas y lejanas, que necesitan removerse.

  1. En sus manos

Marcelino decía que lo mejor para un cristiano era acudir a María, porque tenía “enchufe” con Jesús, pues a una madre es muy difícil negarle algo. A ella acudimos al inicio de este día para poner en sus manos lo que hemos rezado

Ave María

San Marcelino Champagnat

María, nuestra Buena Madre

Miércoles 29 de noviembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, respira tranquilamente y olvídate de todo lo demás. Hazte consciente de tus propios sonidos. Eres tú. Es ahora… Dios está aquí. Salúdalo.

  1. Déjate iluminar

Seguimos, como en los días anteriores de esta semana fijándonos en la palabra REMUÉVETE. Y hoy vamos a abrir los ojos a la realidad de nuestro mundo: estate atento:

Todos conocemos la guerra de Siria, y sabemos el papel de los maristas azules en Alepo. Pues bien, actualmente hay más de cinco millones de sirios que han tenido que salir de su país, dejando absolutamente todo, para poder sobrevivir y no morir en la guerra.

La Unión Europea, para intentar ayudarles, se comprometió a acoger refugiados en su territorio, y a España le correspondían 17.337. ¿Son muchos o pocos? Para poder comparar, la población de Líbano es de 4 millones de personas y ellos han acogido a más de un millón de sirios… Nosotros, que somos 45 millones tenemos que acoger a 17.000.

Pues bien, el plazo para acogerlos terminó el 26 de septiembre, y solo habíamos recibido a 1724. Es decir, ni un 10%.

Ante esta situación, que no solo ha pasado en España, Cáritas, la ONG de la Iglesia ha lanzado una campaña… vamos a verla (en youtube: Papa Francisco lanza Compartiendo el Viaje):

  1. Remuévete

Dedica un tiempo tranquilo a pensar:

  • ¿A qué personas no les abres tus brazos?

  • ¿Puedes tener un gesto hoy con alguien (cercano o lejano, conocido o desconocido, con el que ves en casa o en la calle cada día pidiendo dinero)?

  1. Comparte

Hoy te vamos a pedir un compartir especial.

La campaña “Comparte el Viaje” nos invita a publicar en las redes sociales una foto en la que aparezcamos con los brazos abiertos en señal de acogida a los inmigrantes y refugiados, y que usemos el hasthag #sharethejourney

¿Te atreverás?

  1. En sus manos

María también fue una emigrante. Todos recordamos que nada más nacer Jesús tuvo que salir huyendo a Egipto para evitar que mataran a Jesús… En sus manos ponemos todas las situaciones de dolor de las personas que han de abandonar su tierra por no tener otra alternativa.

Ave María

San Marcelino Champagnat

María, nuestra Buena Madre

 

Jueves 30 de noviembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, hazte consciente de quién eres, de dónde estás, de ti mismo. Siente que no estás solo. Dios aquí y ahora está contigo

  1. Déjate iluminar

Seguimos, como en los días anteriores de esta semana fijándonos en la palabra REMUÉVETE. Y hoy, como maristas, nos fijamos en María, porque ella fue una mujer que no se quedó quieta. Seguramente le hubiera bastado ser madre de Jesús para ser “alguien”, pero prefirió ser su discípula. Mirad cómo nos dice esto el evangelista Marcos:

Llegaron entonces su madre y sus parientes; se quedaron fuera y lo mandaron llamar. En torno a él estaba sentada una multitud, cuando le dijeron: «Ahí fuera están tu madre y tus hermanos, que te buscan».

Él les respondió: «¿Quién es mi madre y quiénes son mis hermanos?» Luego, mirando a los que estaban sentados a su alrededor, dijo: «Estos son mi madre y mis hermanos. Porque el que cumple la voluntad de Dios, ése es mi hermano, mi hermana y mi madre».

  1. Remuévete

Algunos han entendido mal esta lectura, explicándola como un menosprecio a María. Pero es justo lo contrario. María es su madre porque cumple la voluntad de Dios, no porque físicamente diera a luz a Jesús. Y es más importante para Jesús hacer lo que Dios quiere que tener un título en la vida. Piensa entonces:

  • ¿Qué dice de ti lo que haces cada día? Si alguien que no te conociera de nada pudiera observarte 24 horas… ¿qué diría de ti?

  1. Comparte

Vamos a hacer un pequeño ejercicio… te invito a que le digas a la persona que tienes al lado, delante o detrás, algo que te gusta de ella. Dile algo bueno. Algo que esa persona hace y que habla bien de ella.

  1. En sus manos

Terminamos dirigiéndonos a nuestra Madre. Le pedimos que nos ayude cada día a ser más felices haciendo felices a los demás, esto es, a ser mejores discípulos de Jesús.

Ave María

San Marcelino Champagnat

María, nuestra Buena Madre

Viernes 1 de diciembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, respira tranquilamente y olvídate de todo lo demás. Hazte consciente de tus propios sonidos. Eres tú. Es ahora… Dios está aquí. Salúdalo.

  1. Déjate iluminar

Llegamos al final de la semana y además comenzamos el mes de diciembre. El domingo comienza el Adviento con ese evangelio que rezamos el lunes… ¿Te acuerdas? El que decía: estad atentos, velad…  Pues ya ha pasado una semana: ¿Ha volado? ¿Ha servido para vivirla más conscientemente?

Pasado mañana, además del primer domingo de Adviento es San Francisco Javier, un modelo de cristiano que la Iglesia nos propone. Hoy más que nunca es un ejemplo de persona que se REMUEVE.

Francisco Javier fue el menor de cinco hermanos. Nacido en Navarra, en el castillo de Javier, de una familia noble. De niño fue educado en el castillo para ser una persona enérgica y decidida y con un talante generoso y espiritual.

Estudiando en Roma se encontró con Ignacio de Loyola con quien trabó una intensa amistad que le llevó a ser una de las personas más importante de la Compañía de Jesús (Los Jesuitas).

Por la amistad que también tenía con el rey Juan III, partió primero como representante papal y luego como misionero a las Indias Orientales. Recorrió después Japón, volvió a la India y desde allí se propuso entrar en el gran imperio chino, pero murió a sus puertas. La Iglesia le nombró Patrono de la juventud y de las misiones y le declaró santo.

  1. Remuévete

No sé lo que te habrán parecido estas pequeñas notas sobre Francisco Javier. Hay un detalle en el último párrafo que yo querría comentarte, y es el hecho de que la Iglesia le declarara patrono de la juventud. Seguramente te preguntarás ¿Por qué? Estarás conmigo en que son características de la juventud: La intrepidez, la generosidad, la decisión, el entusiasmo, la fidelidad en la amistad, etc. Estas fueron las características de la personalidad de Francisco: Lanzarse a un mundo desconocido, solo y de por vida, es propio de un carácter intrépido (no se fija en las dificultades), generoso (no sólo en plan aventura)… y lanzarse de por vida es propio de alguien que está ilusionado por un gran ideal (predicar a Jesús). Todo esto es un reto, un ideal que puede dar sentido a la vida de un joven.

¿Qué te dice a ti hoy San Francisco Javier?

  1. Comparte

Vamos hoy a pedir por personas que a nuestro alrededor son ejemplo de intrepidez, generosidad, decisión, entusiasmo o fidelidad… Podemos pedir por ellas o dar gracias a Dios

  1. En sus manos

Terminamos dirigiéndonos a nuestra Madre. Le pedimos que aprendamos a ser hoy un poco más como Francisco Javier.

Ave María                   San Marcelino Champagnat                       María, nuestra Buena Madre

Lunes 4 de diciembre

Presentación

Empezamos una minisemana, pero eso nos ofrece una oportunidad más…

Podemos comenzar repasando cómo ha ido nuestra lista de deseos del Adviento que hicimos en la semana anterior. ¿Andamos removidos?

Pues en esta semana vamos a dar un paso más… seguimos jugando con el significado de la palabra muévete y le añadimos el prefijo CON

CONmoverse implica emocionarse, sentir, pero a la vez actuar, dirigirse hacia… Es lo que le pasa a María.

Evangelio

A los seis meses, el ángel Gabriel fue enviado por Dios a una ciudad de Galilea llamada Nazaret, a una Virgen desposada con un hombre llamado José…, la Virgen se llamaba María. El ángel entrando a su presencia dijo: -alégrate llena de gracia, el Señor está contigo; bendita tú entre las mujeres. Ella se turbó ante estas palabras, y se preguntaba qué saludo era aquél.

El ángel le dijo: –no temas María, porque has encontrado gracia ante Dios. Concebirás en tu vientre y darás a luz un hijo y le pondrás por nombre Jesús…

…Y María dijo al ángel:

¿cómo será esto, pues yo no conozco varón?

El ángel le contestó: El espíritu de Dios vendrá sobre ti, y la fuerza del Altísimo te cubrirá con su sombra; por eso el santo que va a nacer se llamará Hijo de Dios…

…María contestó: –Aquí está la esclava del Señor, hágase en mí según dices”

Lc 1, 26-38

Reflexionamos y compartimos

Presentamos el cartel de las OSM y comentamos los elementos que aparecen. Iremos desgranándolo en los próximos días

De momento nos quedamos con que llega el momento de no poner excusas, como hizo María en este texto del evangelio. Sin ella no habría habido Navidad… Piensa en un momento

  • María no pone excusas, aunque hubiera sido más que comprensible… Su decisión le cambió profundamente la vida. ¿Pones tú excusas ante las oportunidades que tienes cada día para hacer algo por alguien?

  • ¿Ante qué o ante quién quieres esta semana decir: “como quieras, estoy dispuesto/a”? Recuerda que hoy Dios viene a verte, como hizo con María hace más de 2000 años

Invitamos después a la clase a pedirle a Dios por las situaciones que necesitan que yo diga que sí.

Oración

En el Padrenuestro decimos:

Hágase tu voluntad en la tierra como en el cielo… Hoy vamos a rezarla juntos haciendo especialmente hincapié en esta frase, pidiéndole a Dios que nos ayude a hacer hoy su voluntad, es decir, a hacer del mundo un lugar más justo

Fin

Ponemos el lema de la semana en el cartel de Adviento

Martes 5 de diciembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, hazte consciente de quién eres, de dónde estás, de ti mismo. Siente que no estás solo. Dios aquí y ahora está contigo

  1. Déjate iluminar

Como hicimos ayer, esta semana nos vamos a centrar en otra dimensión de MUÉVETE. En este caso, hablamos de CONmuévete, y ahora que estamos ya en la campaña de Navidad, vamos a intentar verlo con los ojos de Marcelino. Todos sabemos quién fue Montagne y lo que significó para Marcelino. Para él fue como darle la vuelta a su mundo, como en el cartel que tenemos en la clase. Mirar el mundo desde otra perspectiva, desde los que sufren.

Entre los maristas llamamos a esto la experiencia Montagne, y creemos que junto a la que vivió Marcelino hoy día hay muchas más… y si no, mira: (youtube: ¿quién es Montagne para ti?)

  1. Remuévete

Dedica un tiempo tranquilo a pensar:

  • ¿Quién es Montagne en tu día a día?

  • ¿Qué puedes hacer esta semana por esa persona (además ahora empiezan unos días de vacaciones en los que puedes organizarte un poco más la vida…)?

  1. Comparte

Invitamos a que cada uno coja un trocito de papel y escriba el nombre de su Montagne y lo pinche en el planeta que viene en el cartel de las obras sociales maristas.

  1. En sus manos

Marcelino decía que lo mejor para un cristiano era acudir a María, porque tenía “enchufe” con Jesús, pues a una madre es muy difícil negarle algo. A ella acudimos al inicio de este día para poner en sus manos aquellos nombres que hemos escrito y también para pedirle coraje para actuar nosotros.

Ave María

San Marcelino Champagnat

María, nuestra Buena Madre

Lunes 11 de diciembre

Presentación

Empezamos a entrar de lleno en este final de trimestre y en la mitad de Adviento. Hemos pasado durante la primera semana por REmovernos y la segunda por CONmovernos. Ahora toca PROmover. Que como sabemos es ayudar a que pase algo.  Es lo que hizo Juan Bautista, preparar la llegada de Jesús, promoverlo. Él es el personaje de la semana: vamos a escuchar lo que dice.

Evangelio

“Una voz grita en el desierto:
Preparadle un camino al Señor, allanad sus senderos. Juan bautizaba en el desierto. Predicaba que se convirtieran y que se bautizaran, para que se les perdonasen sus pecados. Acudía gente de Judea y de Jerusalén,
confesaban sus pecados y él los bautizaba en el río Jordán.
Juan iba vestido de piel de camello, con una correa de cuero
a la cintura y se alimentaba de saltamontes y miel silvestre. Y proclamaba: – Detrás de mí viene el que puede más que yo, y yo no merezco agacharme para desatarle las sandalias.

Yo os he bautizado con agua, pero él os bautizará con el Espíritu Santo.”  Mc 1,1-8  

Reflexionamos y compartimos

La semana pasada presentamos el cartel de las obras sociales maristas y en esta semana, en las oraciones de la mañana vamos a desgranarlo.

Vamos a comenzar por los planetas y las estrellas, que son todos diferentes, desconocidos pero atractivos y llamativos a la vez. Son como nosotros. Diferentes. Por eso también la palabra de Dios de hoy (que es la del próximo domingo) nos invita individualmente a cada uno a actuar de manera distinta. Es decir, Juan el Bautista es el encargado de anunciar la Buena Noticia y de gritarla, y lo hace con su voz y con su forma de vivir, con coherencia… Pues piensa un poco:

  • ¿Yo soy portador, con mi presencia, de buenas noticias?

  • ¿con mi palabra, abro caminos de amistad?

  • ¿con lo que digo hago sentir bien a los demás?

  • ¿cómo quieres que sean tus palabras esta semana?

  • ¿con quién tienes que hablar sí o sí?

Invitamos después a la clase a poder compartir una palabra… solo una. Algo que tengo que decirle a alguien y que quiero hacer esta semana

Oración

Terminamos nuestra oración con un momento de silencio en el que le pedimos a Dios que seamos capaces de llevar su Palabra a nuestra boca durante esta semana.

Fin

Ponemos el lema de la semana en el cartel de Adviento

Martes 12 de diciembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, hazte consciente de quién eres, de dónde estás, de ti mismo. Siente que no estás solo. Dios aquí y ahora está contigo

  1. Déjate iluminar

Entramos en la tercera semana de preparación para la Navidad. Es la semana de PROmueve, de hacer que se produzcan cambios, de apoyar iniciativas, de caminar con un rumbo. Es en lo que en el cartel de las obras sociales maristas nos indica la brújula y el mapa. ¿Lo veis?

Marcelino no siempre tuvo claro su rumbo. En sus dos primeros años, perteneciendo a la llamada “banda alegre” estuvo algo despistado. Pero poco a poco se dio cuenta de hacia dónde dirigir sus pasos.

Vamos a ver este vídeo que nos puede dar algunas pistas de hacia dónde dirigir los nuestros.

Para 1º a 3º de ESO

Para 4º de ESO y Bachillerato

  1. Remuévete

Preparar el Adviento es empezar a plantearse que ese Dios que viene me está pidiendo que le deje un puesto en mi vida. En algunos tiempos litúrgicos como el Adviento y la Cuaresma hay una palabra que se repite con frecuencia: conversión. Una palabra que a veces le ponemos tintes demasiados serios, pero en realidad no significa más que cambio de actitud.

  1. Comparte

¿Qué necesitan realmente las personas que nos rodean?

¿En qué necesitas cambiar, promover un giro? Podemos compartir algunas de esas situaciones

  1. En sus manos

María, nuestra Buena Madre, que ayudaste a Marcelino Champagnat

a convertirse en la persona que deseaba ser,

ayúdame a decidir cómo quiero ser y a ser coherente con mis decisiones.

Gracias porque estás ahí y me inspiras las cosas mejores.

 

San Marcelino Champagnat                 María, nuestra Buena Madre

Miércoles 13 de diciembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, respira tranquilamente y olvídate de todo lo demás. Hazte consciente de tus propios sonidos. Eres tú. Es ahora… Dios está aquí. Salúdalo.

  1. Déjate iluminar

Seguimos, como en los días anteriores de esta semana fijándonos en la palabra PROmueve, y hoy vamos a fijarnos en la gente que se desplaza de su zona de confort, de lo que conoce, para ser capaz de hacer algo diferente. A veces nos suenan a astronautas, gente que sabemos que existen pero que son muy lejanas. Pero solamente lo que se palpa es aquello que se siente. Hoy hacemos referencia a esa imagen del cartel de las obras sociales maristas que son los astronatuas y los cohetes. Gente que se embarca en aventuras de luchar por un mundo mejor, gente con sueños.

Os invitamos a ver un fragmento de un video de una obra social marista, el hogar Champangat de Torrente y el piso Hermanos de Valencia. Allí acogen a chavales cuyos padres no tienen su custodia. En el primer caso hasta los 18 años, en el segundo después de cumplir la mayoría de edad. Son solo cuatro minutos pero dan mucho que pensar: (youtube: capítulo 1. Hogar Champagnat y Piso Hermanos) Desde 5´27´´

  1. Remuévete

Dedica un tiempo tranquilo a pensar:

  • ¿Cuáles son tus sueños? ¿Se parecen a los que hemos visto en el video?

  1. Comparte

Hoy te vamos a pedir que compartas algún sentimiento que te surge tras ver el video y tras pensar un poco

  1. En sus manos

María también sufrió necesidades materiales. Tuvo que dar a luz a su hijo en un establo, rodeada de animales… A ella, que comprende esas situaciones le vamos a pedir por todos los chavales que hoy están en el hogar Champagnat y en el piso Hermanos.

Le pedimos, además, que nos ayude a soñar como ella lo hizo: buscando un mundo mejor.

Ave María

San Marcelino Champagnat

María, nuestra Buena Madre

Jueves 14 de diciembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, hazte consciente de quién eres, de dónde estás, de ti mismo. Siente que no estás solo. Dios aquí y ahora está contigo

  1. Déjate iluminar

Seguimos, como en los días anteriores de esta semana fijándonos en la palabra PROMUEVE. Y hoy, como maristas, nos fijamos en María, porque ella fue una mujer capaz de soñar con un mundo mejor.

De ella la verdad es que tenemos pocas palabras en el Evangelio, pero hoy recordamos una oración que rezó con su prima Isabel y que nos habla de cómo entendía ella a Dios. La conocemos como el Magníficat. Vamos a escuchar atentamente una parte:

Proclama mi alma la grandeza del Señor,

se alegra mi espíritu en Dios, mi salvador;

porque ha mirado la humillación de su esclava.

El hace proezas con su brazo:

dispersa a los soberbios de corazón,

derriba del trono a los poderosos

y enaltece a los humildes,

a los hambrientos los colma de bienes

y a los ricos los despide vacíos.

 

  1. Remuévete

María cree en un dios capaz de dar oportunidades a los que menos tienen, un Dios que se compadece por el pobre, por el humilde y que quiere que su vida mejore. Es lo que en el cartel de las obras sociales maristas han representado con los carteles anunciadores.

¿Alguien que esté cerca puede leerlos? Oportunidades, inclusión, inserción.

Hablando de anuncios. Vamos a ver uno muy cortito de los de esta época.

  • ¿No puedes esperar para darle un regalo a alguien?

  • ¿Qué regalo pueden necesitar algunas personas que están a tu alrededor?

  1. Comparte

Vamos a hacer un pequeño ejercicio… te invito a que le digas a la persona que tienes al lado, delante o detrás, algo que te gustaría regalarle a alguna persona que esté necesitada de esperanza. Puede ser material, pero seguramente baste con un gesto, una acción, unas palabras, tu tiempo…

 En sus manos

Terminamos dirigiéndonos a nuestra Madre. Le pedimos que nos ayude cada día a ser más felices haciendo felices a los demás, esto es, a ser más como ella.

Ave María

San Marcelino Champagnat

María, nuestra Buena Madre

Viernes 15 de diciembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, respira tranquilamente y olvídate de todo lo demás. Hazte consciente de tus propios sonidos. Eres tú. Es ahora… Dios está aquí. Salúdalo.

  1. Déjate iluminar

Llegamos al final de la semana. ¿Recuerdas como la empezamos, con qué evangelio? El de la Anunciación, cuando María dice sí a Dios a ser madre de Jesús. Ahí nos planteábamos las excusas que nos poníamos.

Hoy, viernes, nos fijamos en un modelo de mujer que, como María, supo hacer algo para PROMOVER un mundo mejor. Es Teresa de Calcuta.

Cuentan que en una ocasión recibió un saco de arroz para las personas necesitadas. Lo dividió en dos sacos más pequeños y, con otra hermana, fue a repartirlo entre las familias que tenían necesidad. Entró en la casa de una familia, que tenía a uno de sus miembros enfermo y, después de dejarles la ración que creyó conveniente, continuó su reparto hasta que terminó.

Al terminar le dijo a la hermana que le acompañaba: Vamos a acompañar un ratito más a la familia del enfermo.

Entraron en su casa y observó que el recipiente en el que había puesto el arroz estaba a la mitad. Teresa le preguntó: ¿Qué has hecho con el arroz que falta?

Le contestaron: le hemos dado la mitad a otra familia porque son más pobres que nosotros y tienen más hijos.

  1. Remuévete

Con mucha frecuencia los mayores ejemplos de solidaridad nos lo dan las personas más sencillas.  Vienen a ser como los satélites del cartel de las obras sociales maristas, que nos indican cómo es la realidad más allá de dónde podemos ver. O también como los ovnis: algo demasiado desconocido para muchos, que nos imaginamos la realidad de los pobres de otra forma.

Nos encontramos, seguro, en plena campaña de Navidad. Seguramente que te has propuesto colaborar en la mediad de tus posibilidades. Esta familia de la historia nos está diciendo con su ejemplo cómo hacerlo. La medida no ha de ser tanto lo que nos sobra, lo que no usamos, lo que nos queda después de solucionar nuestras necesidades, sino también algo de lo que realmente necesitamos…

¿Qué te surge ahora al escuchar todo esto?

  1. Comparte

Vamos hoy a pedir por las personas que no conocemos a las que va destinada nuestra campaña de Navidad. Vamos a intentar sentir cómo se sienten.

  1. En sus manos

Terminamos dirigiéndonos a nuestra Madre. Le pedimos que aprendamos a ser hoy un poco más como la Madre Teresa y aquella familia de Calcuta.

Ave María                         San Marcelino Champagnat                       María, nuestra Buena Madre

Lunes 18 de diciembre

Presentación

Ahora sí que sí. Estamos ya en la última semana de Adviento. El domingo celebraremos el nacimiento de Jesús. Es tiempo, entonces de centrarnos en él, de pedirle a él que nos mueva, que me mueva, que lo que vamos a celebrar tenga el mayor de los sentidos posibles.  Por eso empezamos diciéndole cada uno en silencio, Dios mío, muéveME.  

Evangelio

“Estando ellos allí, le llegó la hora del parto y dio a luz a su hijo primogénito. Lo envolvió en pañales y lo acostó en un pesebre, porque no habían encontrado sitio en la posada. Había unos pastores en la zona que velaban por turnos los rebaños a la intemperie. Un ángel del Señor se les presentó… y les dijo: – No temáis. Mirad, os doy una Buena Noticia, una gran alegría para todo el pueblo: Hoy os ha nacido en la Ciudad de David el Salvador, el Mesías y Señor. Esto os servirá de señal: encontraréis un niño envuelto en pañales y acostado en un pesebre. Al instante se juntó al ángel una multitud del ejército celeste, que alababan a Dios diciendo: – ¡Gloria a Dios en lo alto y en la tierra paz a los hombres que él ama! Cuando los ángeles se marcharon al cielo, los pastores se decían: – Crucemos hacia Belén, a ver lo que ha sucedido y nos ha comunicado el Señor. Fueron aprisa y encontraron a María, a José y al niño acostado en el pesebre. Al verlo, les contaron lo que les habían dicho del niño. Y todos los que lo oyeron se asombraban de lo que contaban los pastores. Pero María lo conservaba y meditaba todo en su corazón. Los pastores se volvieron glorificando y alabando a Dios por todo lo que habían oído y visto; tal como se lo habían anunciado.” Lc 2, 6-20

Reflexionamos y compartimos

Los pastores tienen que moverse para ver a Jesús junto a sus padres. Si se hubieran quedado allí donde estaban, no lo hubieran visto. Ponerse en movimiento les lleva a Él.

Y es que hay movimientos que nos acercan a Dios y otros que nos alejan de Él.

Basta preguntarse: ¿te mueves en tu día a día por tu propio interés, gusto, bienestar, comodidad…? ¿o tienen algún lugar en tus decisiones los demás, el estilo de vida de Jesús? O como nos decían de pequeños: ¿qué haría Jesús hoy en tu lugar ante el día que te espera, ante esta última semana del trimestre?

Piénsalo en un momento. Qué vas a vivir esta semana, con quién, cómo… ¿Actuaría Jesús igual que tú? Cuéntaselo.

Invitamos a los alumnos a compartir qué haría Jesús en esta mañana del último lunes del trimestre si estuviera sentado en una silla de nuestra clase.

Oración

Jesús, ayúdanos a movernos hacia ti. Que cada día vivamos la Navidad, que cada día vivamos que tú te has hecho presente en nuestro mundo y en nuestra historia, en las personas que nos rodean y, especialmente en los que más nos necesitan.

Ayúdanos a tenerte presente para que tú seas quien nos muevas.

Fin

Ponemos el lema de la semana en el cartel de Adviento

Martes 19 de diciembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, hazte consciente de quién eres, de dónde estás, de ti mismo. Siente que no estás solo. Dios aquí y ahora está contigo

  1. Déjate iluminar

Entramos en la última semana del trimestre. La última de Adviento. Estamos ya muy cerca de la celebración de la Navidad. Como vimos ayer, en esta semana la palabra clave será muéveME. Con ella queremos dedicar la oración de la mañana al centro de nuestra celebración: la presencia de Jesús en nuestra historia y en nuestra vida. Y qué mejor que como maristas mirar qué dice Marcelino sobre esta fiesta. Así aparece en su biografía

Explicando el evangelio de la fiesta de Santiago en que la madre de los hermanos Zebedeos le pide a Jesús el primer puesto para ellos en su futuro reino, Marcelino comentó a los hermanos que también él quería que los maristas ocupasen los primeros puestos en tres sitios muy especiales: ante el Belén, ante el altar y ante la cruz. Hablando del Belén les decía:

Ahí es donde Jesús se manifiesta sencillo, pobre, hecho uno de nosotros, hecho débil solo por nosotros. Por eso hay que estar muy cerca de él.  Hay que meditar en su encarnación, hay que copiar su sencillez, hay que vivir su estilo oculto y pobre.

  1. Remuévete

Imagínate delante de todo un Dios hecho un niño pequeño… ¿Qué sientes? ¿Qué le contarías? ¿De quién le hablarías? ¿Qué le pedirías?

  1. Comparte

Invitamos a los alumnos a compartir alguna de las preguntas anteriores

  1. En sus manos

Marcelino decía que lo mejor para un cristiano era acudir a María, porque tenía “enchufe” con Jesús, pues a una madre es muy difícil negarle algo. A ella acudimos para rezar juntos, pidiéndole que nos ayude a vivir la Navidad como quería Champagnat:

Ave María                  

San Marcelino Champagnat                

María, nuestra Buena Madre

Miércoles 20 de diciembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, respira tranquilamente y olvídate de todo lo demás. Hazte consciente de tus propios sonidos. Eres tú. Es ahora… Dios está aquí. Salúdalo.

  1. Déjate iluminar

Seguimos, como en los días anteriores de esta semana fijándonos en la palabra muéveME, muéveNOS. Y hoy vamos a ver cómo hay gente como nosotros, maristas, que por querer caminar como maristas, por querer hacer suyo el proyecto de Dios, de Marcelino, se han puesto en movimiento.

En este caso se trata de un fragmento de un video que el año pasado realizó TVE sobre la solidaridad marista en la ciudad de Granada. (youtube: TDT – Maristas Granada)

  1. Remuévete

Ellos, en TDT han querido crear un mundo mejor, más parecido al sueño de Dios por el que Jesús se hizo hombre.

  • ¿Cómo puedes tú en esta Navidad hacer un mundo mejor? Quizá no puedas hacer cosas grandes, pero seguro que a tu alrededor puedes hacer que la gente sea algo más feliz.

  1. Comparte

Hoy te vamos a pedir que compartas algún sentimiento que te surge tras ver el video y tras pensar un poco

  1. En sus manos

María también sufrió necesidades materiales. Tuvo que dar a luz a su hijo en un establo, rodeada de animales… A ella, que comprende esas situaciones le vamos a pedir por toda la gente que atienden las obras sociales maristas de nuestra provincia, en especial las de España:

  • Nuevo Horizonte en Huelva

  • Casa de Todos en Sevilla

  • Corazón Valiente en Jaén

  • Tierra de Todos en Granada

  • Suman 2 más en Málaga

  • Proyecto Vamos en Alcantarilla

  • Hogar Champagnat en Torrente

  • Piso Hermanos y Piso Barrio del Cristo en Valencia

Ave María

San Marcelino Champagnat

María, nuestra Buena Madre

Jueves 21 de diciembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, hazte consciente de quién eres, de dónde estás, de ti mismo. Siente que no estás solo. Dios aquí y ahora está contigo

  1. Déjate iluminar

Seguimos, como en los días anteriores de esta semana fijándonos en la palabra MUÉVEME, MUÉVENOS. Y hoy, como maristas, nos fijamos en María.

Lo que una mujer vive durante los nueve meses de embarazo sólo lo conoce ella. María ha vivido el proceso entero. Está a punto. Ya siente la llegada de su hijo tan cerca… en ocasiones hasta habla con él.

Pero, ¡qué lejos está de aquel ambiente con el que había soñado en su hogar! Su Sí le viene de nuevo a la cabeza y de la cabeza al corazón. Le da la impresión de que esta vez, su Sí va acompañado con el de ÉL.

Hijo y Madre se sienten fundidos y abrazados por la Voluntad del Padre.

  1. Remuévete

Es fácil decir sí, comprometerse, y después olvidarse del compromiso. No resulta tan fácil ser constante y fiel a ese compromiso. En este Adviento no sólo tenemos la oportunidad de comprometernos y ser constantes, sino de estrechar nuestra relación con Dios, tener una relación de corazón con Él. Será bueno decir sí a hacer cosas, pero será mejor dejarle entrar en nuestra vida de verdad.

Por eso hoy basta que en silencio, como le pasaba a María durante el embarazo, sientas a Dios muy cerca de ti. Cierra los ojos, siéntelo y dile lo que sientas

  1. Comparte

Hoy no es día de compartir. Es día de silencio. De ser conscientes de que Dios está con nosotros, como lo estuvo en el vientre de María. Dios nos pide compromiso, crear un mundo mejor, soñar con el Reino de Dios, construirlo entre todos.

  1. En sus manos

Terminamos dirigiéndonos a nuestra Madre. Le pedimos que nos ayude cada día a ser más felices haciendo felices a los demás, esto es, a ser más como ella.

Ave María

San Marcelino Champagnat

María, nuestra Buena Madre

Viernes 22 de diciembre

  1. Céntrate

En un momento de silencio, respira tranquilamente y olvídate de todo lo demás. Hazte consciente de tus propios sonidos. Eres tú. Es ahora… Dios está aquí. Salúdalo.

  1. Déjate iluminar

Llegamos al final del adviento, del trimestre y del año.

Es motivo para dar gracias a Dios y para pedirle perdón por lo que no hemos hecho bien. Por eso hoy nuestra oración va a ser más especial.

Marcelino solía hacer eso con los hermanos. Dedicar la última hora del año a reflexionar sobre lo que no habían hecho bien durante el curso y la primera del nuevo año para agradecerle a Dios todo lo que les ponía por delante.

  1. Remuévete

Vamos a mojarnos un poco, porque ser agradecidos y reconocer que fallamos nos acerca más a Dios. Escribimos en la pizarra dos símbolos: + y -. El primero representa los motivos para agradecer a Dios, el segundo las cosas que tendríamos que mejorar.

Invitamos a pensarlo individualmente. Puede ser a nivel personal, de clase, de familia, de amigos…

  1. Comparte

Invitamos a salir y escribir alguna palabra, o bien a decirla en alto mientras alguien la escribe.

  1. En sus manos

Tras un rato, ponemos en manos de María nuestro agradecimiento y nuestras buenas intenciones para la Navidad y para el año que comienza.

Ave María                   San Marcelino Champagnat                       María, nuestra Buena Madre

ORACIONES DIARIAS EN MP3

Más abajo tienes una oración en audio para cada día de este Adviento.

Regálate un momento cada día para acercarte más a Dios durante este tiempo.

Además, si quieres descarte el cuaderno completo con todas las oraciones de audio escritas, puedes hacerlo pinchando AQUÍ